martes, 25 de marzo de 2008

Llamada desde el hielo

Este es un texto falso que sustituye al que había antes, para evitar su copia.
Percuntia tempora fati conqueror, in uentos inpendo uota fretumque; ne retine dubium cupientis ire per acquor; si bene nota mihi est, ad Caesaris arma iuuentus naufragio uenisse uolet. lam uoce doloris utendum est: non ex acquo diuisimus orbem; Epirum Caesarque tenet totusque senatus, Ausoniam tu solus habes». His terque quaterque uocibus excitum postquam cessare uidebat, dum se desse deis ac non sibi numina credit, sponte per incautas audet temptare latebras quod iussi timucre fretum, temeraria prono expertus cessisse deo, fluctusque ucrendos classibus exigua sperat superare carina.

20 comentarios:

Belén dijo...

Ostras...

Hay que tener cuidado verdad? el pasado y la vida vuelve siempre :)

aunque quien sabe, quizá sea mejor así :)

Miles de besos Enrique... gracias por tu comentario

Bea dijo...

¡Uy, cómo llegue ahora Julio! se va armar. Ea,ea,ea...

Haldar dijo...

La verdad que pense que el niño se resbalaria de los brazos de Nieves y caeria al suelo. Algo rebuscado, no?

Arcángel Mirón dijo...

Me atrae, más que nada, el pasado tácito.

La Maga dijo...

HOLA ENRIQUE

Aprovecho para disculparme contigo y aclarar una situación· No te he nombrado en los textos que he escrito inspirados en los tuyos porque supuse erróneamente que te estabas dando cuenta· En tu texto "No es verdad que seas feliz" te hice un comentario diciéndote que me había encantado y que lo iba a plagiar o a dar mi propia forma· Posteriormente tú me hiciste un comentario en mi texto "No eres feliz" hablando de reescritura y reinvención· Yo te contesté aludiando a un término que extraí de uno de tus libros· El término en cuestión es "plagio creativo" y tú lo defines como una de las herramientas más valiosas de la creación artística·

Nunca he pretendido sacar beneficio de otros· Sólo ha sido mi particular homenaje· Entiendo que la cultura es un acto social· No se inventa por nadie sino que se comparte al transmitirla de unos a otros·

Afortunadamente se aprende más de los errores que de los aciertos y lo rectificaré en mi blog· De haber sabido que te había molestado lo hubiera hecho antes·

Yo continuaré leyéndote y manteniendo tu blog dentro de mi sección de "tesoros encontrados" apesar de que tú has quitado el enlace a mi blog·

Un saludo·

Meiga en Alaska dijo...

Si esto es el comienzo de tu novela, desde luego ya me has enganchado :)

Un beso

Una ET en Euskadi dijo...

Estoy en la cama escuchando como mis vecinos, una parejita joven a la que le presté 40€ y le dejé OTRA nota recordándoselo, se están mudando tratando de no ser escuchados.
Seguramente mañana, cuando me levante, comprobaré que me han dejado ése marrón ni más ni menos que a fin de mes.
Vos me dirás ¿Y qué tiene que ver eso con mi post?
Es que en éste mismo momento estoy sintiendo esa mezcla de rabia, incertidumbre e incomodidad que creo debe haber sentido tu prota al volver a escuchar el teléfono... Pero lo mío es pura realidad..¡Snif!

hombredebarro dijo...

Supongo que es el principio de tu novela. Dale fuerte. Un saludo.

Arturo dijo...

Enrique, gracias por compartir tu experiencia creadora. ¿Es el comienzo? Promete. Saludos.

Recaredo Veredas dijo...

Hola Enrique. Magnífico relato. Me encanta cómo introduces el contexto social de los personajes. Consigues que entremos en una situación compleja, sin excesos de información directa, en apenas unas líneas. Saludos.

Diego Flannery dijo...

Podemos deducir que mucho peor que los llamados de ultratumba, son los llamados de amores pasados que nos vuelven a la realidad!!! Más que el pasado tácito,como dice Gilda, un final en algún pasado, muy explícito!!! Jejeje

Bienvenido maestro!!!
Diego

Fernando Alcalá dijo...

bueno, me esperaba un final más truculento. Uno que es mal pensado por naturaleza... De hecho, ese "ea ea ea" me ha tranquilizado tanto como al niño. No pasa nada. Todo sigue igual.

¿O no?

Enrique Páez dijo...

Belén: El pasado vuelve si decidimos esconderlo.

Bea: Julio no sabe nada. Hasta es posible que crea que el niño es suyo. Y tiene una mala leche... Besos para ti.

Haldar: No te sientas mal por pensar cosas terribles que pudieran pasar. Trabajé el texto para provocar tensión con lo no escrito.

Arcángel: Buena observación. Este relato se asienta en lo tácito y no explícito.

Maga: creo que ha quedado todo explicado. Pero ten cuidado con las literalidades.

Meiga: Lo lamento, pero aún no es. No ha sido mi intención engañar (aunque lo pareciera al no decir que esta NO era la novela). Al ser este un cuento de corte chejoviano, de los de final indefinido, parece que pudiera continuar. Y de hecho podría continuar (nada lo impide).

Una et en Euskadi: Bienvenido/a. La anécdota que cuentas es en sí un microcuento, con todos los elementos básicos de la tensión. Ahí hay más que palabras. Un abrazo.

Hombredebarro: Aún no, aún no. Busco una novela menos minimalista, no tan cercana a Carver. Felicidades por tu colección de coches.

Arturo: Que no, que aún no. Siento haber creado un comienzo en falso. Mea culpa. Abrazos.

Recaredo: Gracias. Este fue un pequeño relato que escribí para Augusto Monterroso hace cinco o seis años, con plena conciencia de escamotear datos, adjetivos y antecedentes. Las felicitaciones que me dio Monterroso en persona las conservo como una medalla en mi memoria literaria.

Diego: Un pasado oculto que engendró un futuro llorón. Así van las cosas.

Fernando: Hubo premeditación en la fabricación de la tensión. Aprendí del relato "Los asesinos" de Hemmingway, de su teoría del iceberg, de "La dama del perrito" de Chejov, y de todo Carver.

Mi vida en 20 kg. dijo...

Querido Enrique, si algo me gusta en la literatura es la descripcion, me encanta imaginar el lugar, a ella con el telefono, el niño que llora...me encanto gracias...
Se me terminaron todos mis libros en español para leer (no me gusta leer en ingles), espero que tus relatos sean mas frecuentes...si no te molesta seas mi libreria.

Besos

María Jesús Lamora dijo...

La época de comentarios de texto ya se me pasó.
Sólo una cosa: Me ha encantado.
De principio a fin.
Un saludo.

El Viajero Solitario dijo...

Un ejemplo de cómo se puede construir un buen relato ofreciendo pocos datos, pero acertados.
Para tomar nota.

Es normal que guardes las felicitación de Monterroso como una medalla. Qué más se puede desear.

Un saludo.

Adriana Lara dijo...

mirá, lo leí con miedo de que el pobre se ahogara, así que prometo volver a leer de nuevo.

Lucía dijo...

Hola,

He llegado aquí por casualidad, te he leído y me ha encantado. ¡Qué ganas de saber si vuelve a llamar o no!.

Si no teimporta, seguiré echando un vistazo por posts antiguos.

Juanjo Merapalabra dijo...

Gracias por compartir este relato

Enrique Páez dijo...

20 kg.: Encantado de que me leas. A cambio de que cuentes más cosas de Egipto. Un beso.

Mª Jesús: Gracias, profe. :-) Besos

Viajero: Te sigo en tus navegaciones. Un abrazo

Adriana: Bienvenida. Tienes un blog estupendo. Besos

Lucía: Estás en tu casa. Te visitaré pronto. Besos

Juanjo: Felicidades por tu segundo blog. Y por retomar la escritura. Un abrazo