martes, 22 de julio de 2008

Especies de espacios

(Homenaje a George Perec)
Para emociones desbordadas: Un pantano fangoso, un humedal con mosquitos, unos manglares con tortugas y cangrejos.
Para violencia seca: un polígono industrial, un congreso de farmacéuticos, unas favelas en el extrarradio de Río de Janeiro, una taberna abertxal en Donosti, una brownstone quemada en Brooklyn, de unos invernaderos de kiwis en Almería, un burdel en Ankara, unas chabolas de rumanos en Madrid.
Para arruinar la infancia: El patio de un colegio de jesuitas, las minas de oro de Perú, los chats de anorexia y bulimia, los contratos de castidad que firman padre-hija, los círculos de capacobardes del instituto, los campamentos de pederastas infiltrados en los boyscouts, los confesionarios parroquiales, los gimnasios.
Para rendirse: Una ciudad al atardecer, el parque los domingos por la tarde, la sala de espera de un hospital, una biblioteca vacía, un puente dinamitado, un cementerio al mediodía, el aeropuerto, la estación de trenes, la zona de la piscina donde no se hace pie.
Para equivocarse: Un bar a las tres de la noche, un salón de bodas, una fiesta de fin de curso, el camino de Santiago, una comisaría a las seis de la tarde, la cola del paro, las siluetas a contraluz, las urnas electorales, las teclas del teléfono.
Para crecer: En plena guerra, en un monasterio del Tibet, en un barco mercante, en una silla de ruedas, en la consulta de un psicoanalista, en un asilo de ancianos, en una escuela primaria, en un departamento de medicina forense, en una granja de supervivencia, en una tienda de ortopedia, en un taxi.
Para nacer / para morir: A orillas del mar, en lo profundo del bosque, en pleno éxtasis (con sexo, con drogas, con dolor, con vértigo, con epifanías), debajo de un champiñón gigante, matando (a otro, a la madre, a uno mismo), con fuegos artificiales, en silencio y al fondo de una cueva.

9 comentarios:

Meiga en Alaska dijo...

Curioso, sí señor :)
Besotes

Una ET en Euskadi dijo...

¿Puedo agregar?
PARA ARRUINAR LA INFANCIA: el puñetero plástico con el que los padres insisten en cubrir los carritos (con bebes adentro) apenas caen 2 gotas , matando 2 pájaros de un tiro; los apartan del contacto con el medio y les arruinan la vista

PARA RENDIRSE-CRECER-NACER-MORIR (y hasta para equivocarse): toda la mañana de un sábado lluvioso con tu chic@ en la cama...

YA'TA (o encima quieren más...eso ya es glotonería...JODER)

Joseba M. dijo...

Hace años leí a Perec desde el prisma de que tenía que ser en autobús. Así, cada vez que tomaba uno, que era a menudo, para cualquier cosa que me llevaba a la capital me acompañaba en los trayectos de ida y vueltas del maravilloso e intrincado puzzle que alzaba en su novela.
Curiosamente, este curso decidí releerlo y, del mismo modo que entonces, lo voy haciendo en los viajes en metro a Bilbao, menos frecuentes. Reconozco que lo traiciono en ocasiones, alternándolo con una autobiografía de Sampedro «Escribir es vivir»; pero sólo por esas maravillosas instrucciones de uso para la vida, su homenaje, don, es más que merecido.
Me adhiero.

El Viajero Solitario dijo...

Cualquier combinación entre las acciones que detallas y los espacios que propones puede dar lugar a una historia, acaso fascinante.
Ahora ando a vueltas con la propuesta: crecer en un asilo de ancianos.
Luego, ya se verá.

Maria Coca dijo...

Curiosa forma de relacionar lugares con acciones. Algunos me parecen sitios idóneos para lo que enuncias, sin duda.

Un saludo in situ.

Arcángel Mirón dijo...

"En plena guerra" es un lugar que sirve para todo eso que decís...

Esaque dijo...

Para rendirse, Para equivocarse y Para crecer, a punto he estado de suscribirlo con una lágrima con tentativas de suicidio a mediodía en el trabajo rodeada por 20 compañeros y un mandamás.

Bolero dijo...

para arruinar la infancia, algunos padres
es q me toca la fibra

me ha gustado muchisimo
muakkkkkkkkkkkkkkkkkkk

Magia de mujer dijo...

Me encantó!
Siempre te leo aunque esté calladita ultimamente.
Un abrazo!